Trastorno por Deficit de Atención e Hiperactividad

Adultos con Trastorno por Deficit de Atención e Hiperactividad en Adultos (TDAH)

El TDAH ha sido un trastorno asociado a la infancia y la adolescencia, sin embargo puede mantenerse en la adultez para más de un 50% de los afectados. En estos casos el componente de hiperactividad disminuye notoriamente al avanzar la edad en comparación con el atencional y suele sentirse como una inquietud interior, con algunos de estos síntomas:

  • A nivel laboral aparecen dificultades para planificar tareas y llevarlas a cabo, suele iniciar varias tareas a la vez sin terminar ninguna de ellas, aburrirse ante actividades poco gratificantes hasta el punto de evitarlas o dejarlas para el final, olvidar aspectos y/u objetos relevantes para sus quehaceres, con despistes sistemáticos sobre actividades cotidianas y  problemas de concentración en actividades que requieran esfuerzo mental continuado. Es frecuente el cambio de trabajo.
  • A nivel social o de relaciones íntimas suele tener dificultades frecuentes para escuchar y permanecer en la conversación, así como para guardar turno y ser paciente, su tendencia es responder antes de que el interlocutor termine la pregunta y rupturas de relaciones prematuramente. La comunicación en pareja puede estar dañada y existir problemas de pérdidas de control en el conflicto.

El diagnóstico de TDAH en adultos requiere que los síntomas ya se hayan manifestado en la niñez, por lo que la evaluación debe incorporar una entrevista retrospectiva. Es necesario valorar algunas de estas variantes como la Inatención, Impulsividad e Hiperactividad y no se debe confundir con otros trastornos que pueden tener síntomas solapados como la ansiedad, la depresión o el consumo de sustancias.

La terapia psicológica le ayudará a trabajar la capacidad para reflexionar, la tolerancia a la frustración y el aburrimiento, a mejorar la planificación que tiene de las tareas ejecutivas y reforzar la automotivación. Gracias a la psicoeducación e información sobre su trastorno conseguirá mejorar su autoestima y sus habilidades sociales para que pueda disfrutar de las relaciones personales y manejar los conflictos de manera positiva y adecuada.

Foto: (c) Pixabay