enpositivoSÍ
relaciones-laborales

[spb_text_block animation=»none» animation_delay=»0″ simplified_controls=»yes» custom_css_percentage=»no» padding_vertical=»0″ padding_horizontal=»0″ margin_vertical=»0″ custom_css=»margin-top: 0px;margin-bottom: 0px;» border_size=»0″ border_styling_global=»default» el_class=»mt0 pt0″ width=»1/1″ el_position=»first last»]

Entrevista realizada a Isabel Serrano Rosa

¿Cuáles son los rasgos característicos que nos advierten de un compañero/a tóxico?

Yo diría que desde la negociación algunas de las características que nos advierten de un compañero tóxico para la negociación son:

Talantes sumisos o autoritarios

Personas muy sumisas que dicen que sí a todo lo que proponemos, que no muestran su opinión y que no cuestionan nada de un tema que afecta a varios o a un equipo.

Personas con talante muy autoritario que no toman en cuenta la opinión de otros, que no la escuchan o que la toman como un ataque personal. Se trata de personas que no nos van a ayudar a la hora de facilitar muchos asuntos en el trabajo.

[/spb_text_block] [spb_blank_spacer height=»30px» width=»1/1″ el_position=»first last»] [spb_image image=»16514″ image_size=»full» frame=»noframe» caption=»Personas Sumisas en el Trabajo» caption_pos=»below» remove_rounded=»yes» fullwidth=»no» overflow_mode=»none» link_target=»_self» lightbox=»yes» intro_animation=»none» animation_delay=»200″ width=»1/1″ el_position=»first last»][/spb_image] [spb_text_block animation=»none» animation_delay=»0″ simplified_controls=»yes» custom_css_percentage=»no» padding_vertical=»0″ padding_horizontal=»0″ margin_vertical=»0″ custom_css=»margin-top: 0px;margin-bottom: 0px;» border_size=»0″ border_styling_global=»default» width=»1/1″ el_position=»first last»]

[blockquote3]«El talante asertivo y colaborador que tiene una opinión y se atreve a expresarla y confía en que la colaboración  y cooperación produce mejores resultados, es el más adecuado para el trabajo en equipo»

[/blockquote3]

[/spb_text_block] [spb_blank_spacer height=»30px» width=»1/1″ el_position=»first last»] [spb_text_block animation=»none» animation_delay=»0″ simplified_controls=»yes» custom_css_percentage=»no» padding_vertical=»0″ padding_horizontal=»0″ margin_vertical=»0″ custom_css=»margin-top: 0px;margin-bottom: 0px;» border_size=»0″ border_styling_global=»default» el_class=»mt0 pt0″ width=»1/1″ el_position=»first last»]

Desconfianza, engaño, mentira.

Cuando hay confianza entre compañeros o entre jefe y empleado existe mayor seguridad para intercambiar sobre intereses y necesidades, cuando no existe,  cada uno interpretará los intereses y necesidades del otro como una amenaza

Falta de comunicación sobre lo que se quiere y por qué se quiere.

Es preciso ser claro sobre este punto, que a veces es el más difícil, generalidades o vaguedades no ayudan a crear un clima de cooperación e intercambio.

No dar importancia a las formas. La gestión emocional.

Casi tanto como lo que se quiere, es fundamental el cómo se quiere, cómo se pide, cómo se está. En ocasiones resultados no muy del agrado de algunos son mejor aceptados o aceptados como justos, si la forma en la que se transmitieron o fueron negociados, se percibió como justa o adecuada.

[/spb_text_block] [spb_blank_spacer height=»30px» width=»1/1″ el_position=»first last»] [spb_image image=»16516″ image_size=»full» frame=»noframe» caption=»Talante Asertivo y Comunicador» caption_pos=»below» remove_rounded=»yes» fullwidth=»no» overflow_mode=»none» link_target=»_self» lightbox=»yes» intro_animation=»none» animation_delay=»200″ width=»1/1″ el_position=»first last»][/spb_image] [spb_text_block animation=»none» animation_delay=»0″ simplified_controls=»yes» custom_css_percentage=»no» padding_vertical=»0″ padding_horizontal=»0″ margin_vertical=»0″ custom_css=»margin-top: 0px;margin-bottom: 0px;» border_size=»0″ border_styling_global=»default» width=»1/1″ el_position=»first last»]

[blockquote3]«Poner zancadillas, frenar los temas, no ver sino obstáculos y, en general todo lo que entorpezca la colaboración, la cooperación y la integración.»

[/blockquote3]

[/spb_text_block] [spb_blank_spacer height=»60px» width=»1/1″ el_position=»first last»] [spb_text_block animation=»none» animation_delay=»0″ simplified_controls=»yes» custom_css_percentage=»no» padding_vertical=»0″ padding_horizontal=»0″ margin_vertical=»0″ custom_css=»margin-top: 0px;margin-bottom: 0px;» border_size=»0″ border_styling_global=»default» width=»1/1″ el_position=»first last»]

¿Cómo se comporta frente a los demás en el trabajo?

Normalmente delante de una personalidad tóxica te sientes incómodo, nervioso, notas que estás demasiado pendiente de él/ella, inseguro y tiendes a cambiar tu estado de ánimo para adaptarte al suyo, también a cambiar tus planes para ajustarte a sus demandas. Puede hacerlo con la adulación, la frialdad o la critica, pero hay una señal dentro de ti que dice que “algo no va bien”…aunque no sepas qué…cuando ya sabes qué es normalmente es demasiado tarde.

Estas son algunas de las conductas que generan ese estado de “desasosiego” inicial:

  • Te hace sentir culpable o responsable de tareas que no son de tu competencia.
  • No para de hablar de sus asuntos sin escuchar los tuyos.
  • Tiene la necesidad me meterse en todas las conversaciones y opinar sobre todo.
  • Adopta la actitud de amigo para luego copiar todas tus ideas y atribuírselas como propias.
  • Quita importancia a todos tus éxitos.
  • Se alegra de tus fracasos aunque verbaliza lo contrario.
  • Tiene muchas caras.
  • Es una persona exigente pero no se aplica el mismo criterio.
  • Critica constantemente.
  • Controla cada movimiento que haces.
  • Es una persona inestable emocional por lo que comienzas a depender de su estado de ánimo para decidir el tuyo.
  • Genera temor.
  • Te adula y ensalza con el objetivo de obtener un beneficio.
  • Si pides explicaciones te hace sentir que son invenciones tuyas o se hace el ofendido.
  • Quita hierro a sus errores con la “excusa” de que tú eres un rencoroso.
  • Te hace sentir inferior e invisible en las conversaciones.
  • Te hacen perder los nervios.
  • Te quitan las ganas de trabajar y la ilusión.
  • Genera rumores.
  • No admite críticas ni hace autocrítica.
  • Hagas lo que hagas pareces no acertar…
  • No para de quejarse y de transmitir negatividad.
  • Tiende a tener una comunicación triangular.

[/spb_text_block] [spb_text_block animation=»none» animation_delay=»0″ simplified_controls=»yes» custom_css_percentage=»no» padding_vertical=»0″ padding_horizontal=»0″ margin_vertical=»0″ custom_css=»margin-top: 0px;margin-bottom: 0px;» border_size=»0″ border_styling_global=»default» el_class=»mt0 pt0″ width=»1/1″ el_position=»first last»]

¿Cómo evitar el comportamiento de una tipo de persona victimista?

En general el que va de víctima quiere que hagas por él lo que él debería hacer pos sí mismo.

Estos “pobres de mí” obtienen poder haciéndote  sentir culpable en cuanto no haces lo que ellos te indican que les haría estar mejor, por supuesto, nunca te lo han pedido.

Por lo tanto, para afrontarlos le escuchas durante no más de 10 minutos, para no contagiarte, le dices que lamentas lo que le sucede ¡Y NO HACES NADA! Inmediatamente como eres “buena” persona te sientes culpable y ante la culpa ¡NO HACES NADA! Dejas que la persona resuelva por si misma su problema. Y tu te das un premio por haber evitado un grave “riesgo emocional”

 

[/spb_text_block] [spb_blank_spacer height=»30px» width=»1/1″ el_position=»first last»] [spb_text_block animation=»none» animation_delay=»0″ simplified_controls=»yes» custom_css_percentage=»no» padding_vertical=»0″ padding_horizontal=»0″ margin_vertical=»0″ custom_css=»margin-top: 0px;margin-bottom: 0px;» border_size=»0″ border_styling_global=»default» width=»1/1″ el_position=»first last»]


Desde enPositivoSi trabajamos para ayudarte a mejorar tus relaciones en el trabajo y que son clave para u felicidad y tu profesión.

Puedes ver más aquí sobre nuestro trabajo en Relaciones .

También te invitamos a que nos preguntes cualquier cuestión relacionada con la mejora de las relaciones en el trabajo. Puedes contactar con nosotros en el teléfono 913 995 285 o a través del siguiente formulario.

[/spb_text_block]

Deja una respuesta